Vox vuelve -una vez más- a salir al rescate de Pedro Sánchez: anuncia una moción de censura sin candidato y sin pactar un programa de gobierno alternativo

CARLOS AURELIO CALDITO AUNIÓN.

Es de locos volver a repetir la misma conducta y esperar conseguir un buen resultado, si en la anterior ocasión no ha funcionado.

Hay que vivir en una realidad distópica para plantear que en estos momentos la alternativa al gobierno de Pedro Sánchez es ejercer el derecho al pataleo mediante una “moción de censura”. 

Esta será utilizada por el Gobierno, garantizada su mayoría parlamentara, para el autobombo y la propaganda. ¿Qué sentido tiene presentar una moción de censura al gobierno si no hay pactado un programa de gobierno alternativo, ni un candidato a presidir el ejecutivo, ni la más mínima garantía de ganar la votación?

Si VOX y PP tuvieran intención de ser alternativa al gobierno frentepopulista de Pedro Sáncnez, promoverían la refundación y la unión de la derecha en un sólo bloque, como la CEDA de la Segunda República Española. Esta es la única opción para vencer a Pedro Sánchez.

Desalojar del poder a Pedro Sánchez y sus secuaces sólo es posible si en las próximas elecciones, la derecha se presenta unida, en un sólo bloque, con candidatos decentes dispuestos a servir a España y a los españoles y no a servirse de ellos, parasitar y hacer carrera política.

Toda iniciativa que no vaya en la dirección de refundar y unir a la gente decente, de derechas, en un sólo bloque a la manera de la CEDA de la Segunda República es perder un tiempo precioso y energías, y no hacera nada para impedir que Pedro Sánchez y sus secuaces nos lleven a la ruína.

Vox anuncia una moción de censura a Pedro Sánchez

Santiago Abascal, líder de VOX, ha comunicado esta mañana en Twitter que va a plantear una moción de censura contra el Gobierno de Pedro Sánchez. No hay fecha concreta pero, dice que busca consenso entre diferentes políticos y partidos.

La formación política inicia este mismo viernes las conversaciones para proponer un candidato neutral, con experiencia de Gobierno, que no milite en partido alguno y que se comprometa a convocar elecciones inmediatas.

“Espero que en este momento prevalezca el sentido de Estado porque es evidente que ha llegado el momento de presentar una moción de censura… Sea cual sea el resultado, es el deber de toda la oposición presentarla, todos los diputados deben retratarse ante este nuevo golpe a la Constitución”, explica Abascal.

“El señor Sánchez ha realizado un nuevo ataque a la Constitución al ultimar el asalto al poder judicial, liquidando los últimos vestigios de la separación de poderes en España y amenazando directamente los derechos y libertades de todos los españoles”, ha añadido.

Ayuso también critica a Pedro Sánchez

La primera en hacer declaraciones desde el Partido Popular ha sido Isabel Díaz Ayuso, presidenta regional, quien ha denuncia el “asalto” al Tribunal Constitucional como un “un paso más” del Gobierno para la “demolición del Estado de Derecho en España”: “La propaganda gubernamental hoy da más vergüenza que nunca”. La presidenta reclama a los españoles y a las instituciones europeas reaccionar “antes de que sea demasiado tarde”.

Arrimadas ya pidió moción de censura contra Sánchez

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ya pidió el 12 de noviembre una moción de censura contra el Gobierno de Sánchez. La líder de C’s pidió a Feijóo que tomara la iniciativa para frenar la reforma de sedición. La líder de Ciudadanos insiste en que presentarla, al menos, frenaría los plazos de la tramitación de la reforma del Código Penal.

¿Cómo y cuándo se puede presentar una moción de censura?

De momento, nadie ha propuesto ningún candidato, tampoco hay noticias de que VOX haya presentado una supuesta alternativa de Gobierno. Tampoco ha aclarado Abascal cuándo se presentará la moción de censura.

En caso de que el partido que encabeza Santiago Abascal acabe presentándola, la moción de censura no podrá ser votada hasta que transcurran cinco días desde su presentación. En los dos primeros días de dicho perido de tiempo podrán presentarse mociones alternativas.

La moción de censura está regulada en los artículos 113 y 114.2 de la Constitución y en los artículos 175 a 179 del Reglamento del Congreso y se trata de un procedimiento que no sólo censura al presidente vigente, sino que obliga además a proponer un candidato alternativo para la Presidencia del Gobierno.

La moción de censura es aprobada por mayoría absoluta de los 350 escaños, es decir, tiene que haber al menos 176 votos favorables. La actual composición del Congreso de los Diputados es la siguiente:

120 Grupo del Partido Socialista

88 Grupo del Partido Popular

52 Vox

35 Confederal de Unidas Podemos-En Comú Podem-En Común

13 ERC

12 Plural

10 Ciudadanos

6 EAJ-PNV

5 EH Bildu

9 Mixto

Según el artículo 113 de la Constitución, la moción de censura deberá ser propuesta al menos por la décima parte de los diputados, esto es 35 diputados, en escrito motivado y dirigido a la Mesa del Congreso y habrá de incluir un candidato a la Presidencia del Gobierno.

El artículo 113 establece además que en el caso de que la moción de censura no fuera aprobada por el Congreso, sus firmantes no podrán presentar otra durante el mismo periodo de sesiones para evitar abusos.

El artículo 177 y siguientes del Reglamento del Congreso establecen el formato del debate, que se iniciará por la defensa de la moción de censura sin limitación de tiempo por parte de uno de los diputados firmantes de la misma.

A continuación, y también sin limitación de tiempo, podrá intervenir el candidato a presidente del Gobierno a efectos de exponer el programa político del Ejecutivo que pretende formar.

Después de una interrupción decretada por la Presidencia podrá intervenir un representante de cada uno de los grupos parlamentarios de la Cámara por tiempo de treinta minutos, además de un turno de replica de otros diez minutos.

Cabe la posibilidad de que se presente a la vez más de una moción de censura, y entonces se podrá acordar el debate conjunto aunque se votarán por separado, siguiendo el orden de su presentación.

Cuándo se aprueba

La aprobación de una moción de censura requerirá, en todo caso, el voto favorable de la mayoría absoluta de los miembros del Congreso de los Diputados, esto es 176 votos.

Si se aprueba una moción de censura, no se someterán a votación las restantes que ya se hubieren presentado.

En el artículo 114.2 de la Constitución se establece que si el Congreso aprueba una moción de censura, el Gobierno deberá presentar su dimisión al Rey y el candidato votado en la moción se entenderá investido de la confianza de la Cámara. A continuación, el Rey le nombrará presidente del Gobierno.

La moción de censura es el procedimiento por el que los partidos con representación en la Cámara Baja pueden exigir la responsabilidad política al poder ejecutivo respectivo. En este caso, en el Congreso de los Diputados buscan que Pedro Sánchez no siga siendo presidente del Gobierno.

La moción se caracteriza por la doble exigencia de requerir la mayoría absoluta de los diputados (176) para prosperar, y la de contar con un candidato alternativo a la presidencia. Ello hace de esta moción un procedimiento alternativo y extraordinario al de la investidura previsto en el art. 99 para elegir a un Presidente del Gobierno. Es decir, no es sólo un mecanismo para cesar a un Gobierno; es también un procedimiento para investir otro. Desde esta óptica, la finalidad esencial de la moción de censura constructiva es hacer compatible la exigencia de responsabilidad política (cesando a un presidente) con la garantía de la estabilidad política (nombrando a otro presidente y evitando la disolución de las Cortes). Es decir que la finalidad constitucional de la moción de censura es elegir a un presidente para gobernar y no para convocar elecciones, pese a que algunos piensen y afirmen lo contrario.

¿Cuántas mociones de censura se han hecho en España?

La moción de censura contra el presidente del Gobierno de España está establecida en el artículo 113 de la Constitución española de 1978. Se han producido un total de cinco mociones de censura en el Congreso de los Diputados contra los presidentes Suárez (1980), González (1987), Rajoy (2017 y 2018), Sánchez (2020).

¿Tiene Vox alguna posibilidad de echar a Sánchez?

Abascal no tiene ninguna posibilidad de desalojar a Sánchez de la Moncloa y, de hecho, su moción es la que parte con menos apoyos de las debatidas hasta el momento. De entrada, lo más probable es el ‘no’ de PSOE y Unidas Podemos, de Ciudadanos, de las formaciones independentistas (ERC, Bildu, Junts, la CUP y BNG), de las nacionalistas (PNV y CC) y de bena parte de los demás partidos minoritarios, entre ellos Más País y Compromís y el grueso de los miembros del Mixto (UPN, Nueva Canarias, Teruel Existe y el Partido Regionalista Cántabro), y con el voto de los diputados del PP es muy difícil que cuente…

Así que ¿Para qué una moción de censura?

Pues sí, Vox vuelve -una vez más- a salir al rescate de Pedro Sánchez: anuncia una moción de censura sin candidato y sin pactar un programa de gobierno alternativo… De veras que, hay que estar loco para volver a repetir la misma conducta y esperar conseguir un buen resultado, si en las anteriores ocasiones no ha funcionado.

Como hemos requeterreiterado en VOZ IBÉRICA, aunque algunos consideren que ya aburrimos n ovamos a parar de insistir, si realmente VOX y PP tuvieran intención de ser alternativa al gobierno frentepopulista de Pedro Sáncnez, promovereían la refundación y la unión de la derecha en un sólo bloque, como la CEDA de la Segunda República Española, ésta es la única opción para vencer a Pedro Sánchez.

Desalojar a Pedro Sánchez y sus secuaces sólo es posible si en las próximas elecciones la derecha se presenta unida, en un sólo bloque, con candidatos decentes dispuestos a servir a España y a los Españoles y no a servirse de ellos, parasitar y hacer carrera de la política…

Para impedir que gobiernen quienes pretenden destruir España hay que refundar la derecha española, con gente decente, dispuesta a servir a los españoles y a no servirse de ellos, y presentarse en un sólo bloque en las próximas elecciones, tal como la CEDA de la Segunda República.

Toda iniciativa que no vaya en la dirección de refundar y unir a la gente decente, de derechas, en un sólo bloque a la manera de la CEDA de la Segunda República es perder un tiempo precioso y energías, y facilitar que Pedro Sánchez y sus secuaces nos lleven a la ruína.

Spread the love
                 
   
A %d blogueros les gusta esto: