La producción agrícola de Marruecos copa el mercado europeo, sin control de la UE

D. Pamies

El campo alicantino denuncia la competencia «desleal» de una oferta más económica porque no debe afrontar los mismos costes laborales y sanitarios

La agricultura de regadío de la provincia se enfrenta en los últimos años a un enorme reto y que se añade a la falta de garantía de agua: la feroz competencia de Marruecos. El país norteafricano puede producir a costes mucho más reducidos y sin los controles y garantías fitosanitarias y de calidad a los que se someten los productos españoles, en el marco legal de la Unión Europea, según denuncian los sindicatos agrarios en los últimos años en una tendencia que se acentuado en 2021 para el caso de la producción de tomates, melón y sandía. El ejemplo más reciente fue la detección en Holanda de partidas de aguacate, que además aparecían bajo el etiquetado de ecológico, procedentes de Marruecos con un nivel muy por encima del legal de clorpirifitos, un insecticida cuyo uso está prohibido en la eurozona. También cuentan con la ventaja comercial de una legislación derechos laborales y sociales mucho menos desarrollados que en España. A la producción de cítricos -limón, naranja o mandarina- se suma ahora la de productos hortofrutícolas empleando el mismo esquema de la huerta de Europa de invernadero.

El sector agrícola marroquí está reproduciendo el sistema de agricultura intensiva bajo plástico en zonas, en algunos casos, que están ubicadas casi en el desierto. Algo que adelanta las cosechas de invierno y que genera un impacto directo en la producción de melón, tomate, sandía y pimientos de Almería, Murcia y en la provincia de Alicante, en especial con Pilar de la Horadada como referente. El 14% del PIB marroquí depende de este sector primario volcado en la exportación y que está además enfrascado en un proceso de modernización para el riego por goteo y el aprovechamiento de recursos como los ríos que nacen en el Atlas e incluso la desalinización en Agadir, porque los periodos de sequía son igual o más duros que en España y algunos acuíferos, ante la expansión especulativa de los cultivos, -también- sufren sobrexplotación.

Falta mano de obra en Huelva para recoger fresas y frutos rojos

Empresas

Y comienza a acaparar el mercado europeo sin que la Unión Europea haya actuado para limitar esa entrada de productos suponen, ni controlando el pago de aranceles. Es según los sindicatos agrarios, una competencia desleal. Las grandes cadenas de distribución del centro y el norte de Europa se han fijado en Marruecos e incluso las empresas auxiliares del sector agrícola español, como las de transporte, están comenzando a trabajar de forma intensiva con el país del Magreb. También las especializadas en el cultivo bajo plástico se han trasladado a Marruecos ante la facilidad para obtener suelo y mano de obra. Son productoras de frutas y hortalizas, de semillas y plantones o de maquinaria, instaladoras de riego, proveedoras fertilizante.

El campo no para: “Garantizamos que la gente pueda comer” | Economía | EL  PAÍS

Transportistas de la Vega Baja, con sandías y fresas de Rabat

Empresas de transporte de la provincia, dedicadas a la exportación agrícola del Campo de Cartagena, Murcia, Orihuela y toda la Vega Baja y que se deben a sus clientes desde hace décadas -firmas alemanas, italianas y belgas de la gran distribución- están siendo contratadas para trasladar en sus flotas productos marroquíes, como es el caso de la fresa y la sandía.

FUENTE: https://www.informacion.es/vega-baja/2021/06/27/produccion-agricola-marruecos-copa-mercado-54363644.html

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
A %d blogueros les gusta esto: