Monseñor Reig Pla un ejemplo en la lucha espiritual contra el relativismo y la ideología de Género

Asociación «Sor Martina Vázquez» de Segorbe (Castellón)

Conocíamos ayer la aceptación -por parte del Papa Francisco- de la solicitud de jubilación del obispo de Alcalá de Henares monseñor Juan Antonio Reig Plá, solicitud que (conforme al Derecho Canónico) él mismo solicitó el pasado 7 de julio al cumplir 75 años; por ello, la católica y segorbina Asociación Sor Martina Vázquez quiere poner en conocimiento de la opinión pública los siguientes extremos:

Monseñor Reig Pla un ejemplo en la lucha espiritual contra el relativismo y la ideología de Género

1.- Es inevitable que recordemos, con la mayor emoción aquel 14 de abril de 1.996, día en el que Papa, San Juan Pablo II, nombró a monseñor Reig Plá obispo de la Diócesis de Segorbe-Castellón (Segorbe es la ciudad en la que se ubica la sede central de esta Asociación Sor Martina Vázquez) y agradecer el inmenso trabajo desarrollado en esta Diócesis desde ese día y hasta el mismo 24 de septiembre de 2.005 en que dijo adiós a sus feligreses segorbinos y castellonenses por su nombramiento -por parte del Papa Benedicto XVI- como titular de la Diócesis de Cartagena.

2.- Estamos, también, obligados a destacar que, los cristianos de la comarca del Alto Palancia (y de toda la provincia de Castellón) jamás agradeceremos bastante la dedicación de monseñor Reig Plá durante tantos años, su entrega -sobre todo a los más humildes- y su ejemplo contagioso en la defensa de los pilares fundamentales de nuestra Fe (que son los mismos que nos mueven a la Asociación Sor Martina Vázquez): la vida, la familia, el amor, la caridad y la fe católica.

Cuando la ideología de género aún no pasaba de ser una futurible amenaza que apenas permitía entrever sus diabólicas intenciones, monseñor Reig Plá se convirtió en un profeta de lo que se nos avecinaba, nos alentó a los fieles a que, cada uno desde nuestros particulares ámbitos de actuación, denunciásemos sin miedo todo relativismo, nos enseñó a no ser “políticamente correctos”, a enfrentarnos contra  la corriente recién iniciada del “pensamiento único” que uniformiza, adocena y destruye a los seres humanos.

3.- Posteriormente, Monseñor Juan Antonio Reig Plá como obispo de Cartagena -primero- y como máximo responsable de la Diócesis Complutense de Alcalá de Henares -después- no ha dejado de ser el máximo referente teológico, moral y espiritual de todos los católicos de España que hemos apreciado su duro trabajo en la defensa de la familia como célula básica de nuestra sociedad, su compromiso constante con el hombre y la mujer, necesarios y complementarios el uno para el otro, con el vínculo principal del amor y con la hispánica transmisión de la fe católica de padres a hijos.

“Sólo en Dios descansa mi alma, no en la Conferencia Episcopal” (Monseñor Reig Plá)

4.- Monseñor Juan Antonio Reig Plá se ha entregado durante muchísimos años a la defensa activa de la vida con la puesta en marcha de casas-cuna y numerosos proyectos de ayudas a las familias. Su defensa sin tibiez alguna del derecho a la vida, su enfrentamiento con los políticos -de izquierdas y de derechas- responsables del infanticidio del aborto (al que irónicamente denominan “Interrupción Voluntaria del Embarazo”) que supone, ¡cada año, la inmoral sangría de cien mil niños no nacidos asesinados dentro de los vientre de sus madres!, su frontal oposición a la normalización del disparate científico y el ataque a la propia naturaleza humana (“cambio de género”, hipersexualización social, adoctrinamiento sexual infantil con prácticas de perversión de menores en todos los colegios, falsa liberación femenina, cosificamiento pornográfico de la mujer… etc) su capacidad de rebatir y oponerse con valentía al “lobby rosa” (disfrazado de justa reivindicación de derechos con interminables letras LGTBI)… todo ello ha llevado a Monseñor Reig Plá a soportar la mayor campaña mediática de mentiras, insultos y ultrajes hacia su persona, una campaña mezquina y vil en la que raramente ha encontrado el apoyo solidario de la Conferencia Episcopal Española.

Los abuelos de los que hoy nos gobiernan asesinaron a Sor Martina Vázquez y a 7.000 religiosos y monjas de España. Eso también es “Memoria Histórica”

5.-7.000 religiosos y religiosas fueron asesinados por las hordas rojas durante la Guerra Civil española: también, el obispo de Segorbe,don Miguel Serra Sucarrats. Siendo el objeto principal de nuestra Asociación el recuerdo permanente y el ejemplo cristiano y patriota de Sor Martina Vázquez, asesinada “por el marxismo” (por los abuelos de quienes hoy gobiernan España y se les llena la boca hablando de “Memoria Histórica”), no podemos ni queremos olvidar cómo Monseñor Reig Plá ha mantenido (lejos de toda corrección política tan habitual en el seno de la jerarquía eclesiástica) la oración permanente y el recuerdo constante de los mártires que dieron su vida por Dios y por España durante nuestra Guerra Civil.

6.- Por todo ello, y porque Monseñor Juan Antonio Reig Plá se ha convertido en el mayor referente espiritual de unos católicos españoles cada vez más desconcertados (cuando no claramente defraudados) con su jerarquía eclesiástica es por lo que desde esta Asociación Sor Martina Vázquez expresamos nuestro cariño y la mayor de las gratitudes hacia “el buen pastor” que durante tantos años nos ha servido de guía, de acompañamiento e incluso de consuelo.

Pedimos a Dios Nuestro Señor que el merecido descanso de la jubilación de monseñor Reig Plá no nos prive de seguir disfrutando de su magisterio espiritual, de sus santos consejos morales y del acierto y la bondad de su palabra.

Spread the love
                 
   
A %d blogueros les gusta esto: