Se hace saber, a quien pueda interesarle, que ya está a la venta,la tercera parte de “España saqueada: Por qué y cómo hemos llegado hasta aquí… y forma de remediarlo”.

CARLOS AURELIO CALDITO AUNIÓN.

Me complace hacer partícipes a mis lectores-seguidores de que la tercera parte de mi libro, «España saqueada. Por qué y cómo hemos llegado hasta aquí… y forma de remediarlo» ya se puede adquirir en AMAZON.

El libro ya está a la venta en el siguiente enlace:

Espero que quienes han leído el primer y/o segundo tomos se sientan invitados a adquirir la tercera parte, les prometo que no se sentirán defraudados. En éste, el tercer tomo, verán ustedes que, tras el exhaustivo y minucioso diagnóstico de la situación terrible que sufre España, no hay que perder la esperanza pues, nuestra patria tiene solución… en mi libro planteo múltiples alternativas para iniciar la terapia de choque de la que está necesitada España…

El libro “España saqueada: por qué y cómo hemos llegado hasta aquí… y forma de remediarlo” es una continua denuncia del fracaso de la inteligencia y del triunfo de la sinrazón…
Todos tendemos a tener una buena imagen de nosotros mismos, a todos nos gusta pensar que somos unas bellísimas personas, con un comportamiento moralmente aceptable… y sobre todo que somos inmunes a cualquier estúpido que tengamos cerca y por descontado, estamos convencidos de que no estamos tentados a imitarlos. Pero, lamentablemente la estupidez es una enfermedad terrible, enormemente contagiosa, cualquiera que no esté suficientemente alerta puede contraer la enfermedad…
De todos es sabido que, cuanto más tiempo, más esfuerzos, y más energías dedica la gente a realizar algo, aunque acabe llegando más tarde o temprano a la conclusión de que ese “algo” es inútil, o simple y llanamente idiota, más difícil le resulta abandonarlo, da lo mismo que sea una mala inversión económica que una relación sentimental destructiva, o un trabajo poco satisfactorio, o si se trata de un entorno lleno a rebosar de gente abusadora, de acosadores, de matones. Por lo general, los humanos tendemos a justificarnos y acabamos buscando algún tipo de compensación para no cambiar. Es demasiada la gente que acaba diciéndose a sí misma y a los demás aquello de “llevo demasiado invertido –tiempo, dinero, energías…- para abandonar”; o “el asunto es muy importante, merece la pena… si no fuera así no me habría implicado tanto en ello.”
¿Por qué es tanta la gente que aguanta, soporta, tolera, justifica, o incluso alaba el comportamiento denigrante de otras personas?”
En las agrupaciones humanas en las que gobierna estúpidos, abusones, acosadores gánsteres, etc., casi nadie está dispuesto a hacer algún esfuerzo extra, o implicarse de manera especial; cuando los miembros de un grupo tienen el convencimiento de que quienes poseen el poder son gente estúpida pocas veces están dispuestos a dejar lo que en ese momento estén haciendo, para ayudar…
La buena noticia es que el precio que acaban pagando los estúpidos termina siendo muy alto, más de lo que puedan imaginar, pues aunque no sean conscientes de ello, cada vez que menosprecian a alguien, lo someten a vejaciones, a alguna burla grosera e hiriente, o lo tratan como si fuera invisible, o le infligen alguna forma de maltrato, su lista de enemigos aumenta cada día… el miedo obliga a la mayoría a guardar silencio, e incluso a unirse a los estúpidos, durante cierto tiempo, pero llegado un momento el número de enemigos es tan grande que cuando perciben a sus abusadores en situación de vulnerabilidad, o débiles en algún grado, acaban lanzándose al ataque…

Spread the love
                 
   
A %d blogueros les gusta esto: